que son los rotavirus
"¿Qué son los rotavirus?, síntomas, diagnósticos, incidencias, causas, tratamiento y prevención."

¿Sabías que los rotavirus son la causa de un gran número de las gastroenteritis que padecen los bebés y niños pequeños?

Si no habías oído hablar antes de estos peligrosos intrusos, desde Serkonten te vamos a explicar qué es rotavirus, cómo prevenir su contagio, y qué hacer ante ésta enfermedad.

Los virus rotavirus pertenecen a la familia reoviridae, y dependiendo de su grupo de clasificación pueden afectar a la salud tanto de humanos como de animales.

Concretamente los rotavirus del tipo A son responsables de entre un 15 y 30% de las gastroenteritis diagnosticadas, de las cuales una cuarta parte requieren de ingreso hospitalario en nuestro país.

Estos porcentajes son mucho mayores en los países del tercer mundo, en dónde éste tipo de infección por rotavirus, genera una alta mortandad infantil.

Los rotavirus en niños afectan a un porcentaje de casi el 100% de los menores de cinco años, siendo una infección que puede ser más aguda y presentar mayor gravedad en lactantes y niños hasta dos años, pero también puede afectar a sus padres o hermanos, por tratarse de virus altamente contagiosos.

En adultos y personas de la tercera edad, normalmente el contagio se produce en el entorno de residencias, centros sanitarios, y medio hospitalario.

La infección por rotavirus se produce principalmente entre el invierno y la primavera, y tarda en presentar síntomas entre uno o dos días, y el cuadro que produce suele durar entre tres días y una semana.

El hecho de haber sufrido el contagio de alguno de los tipos de rotavirus una vez, no disminuye la probabilidad de volver a sufrir otro nuevo contagio, y para poder diagnosticar la presencia del virus en un paciente se realizan análisis de las heces.

Dado que ante éste tipo de infección no existen fármacos específicos para el tratamiento rotavirus, y sólo se pueden aliviar los síntomas, lo mejor es prevenir y evitar el contagio, y por eso hay que saber cómo se trasmite el virus.

rotavirus
¿Cómo se produce el contagio de rotavirus?

Cómo ya hemos comentado el rotavirus es un virus altamente contagioso que se puede contraer por diferentes vías, entre ellas, el contacto con objetos, juguetes, alimentos o bebidas contaminadas, superficies contactadas por un enfermo , como manivelas, pasamanos, interruptores, entre otros, o directamente de una persona infectada a otra sana y desde que se encuentra incubando hasta que supera la infección.

Los virus rotavirus se propagan a través de agua y alimentos contaminados con restos de materia fecal, o en forma directa a través de las manos vía anal-bucal: al preparar, consumir o tocar alimentos sin lavarse las manos después de defecar.

La falta de higiene de manos es una de las causas principales de contagio e infección por rotavirus, en los niños con autonomía motora, ya que después de tocar animales o ir al baño, tocan los alimentos y los ingieren, y en sus juegos muchos tienen la costumbre de meterse las manos en la boca, pero además intercambian objetos que han manipulado y chupado exponiéndolos a la contaminación y trasmisión del virus a otros niños.

Principales síntomas de contagio por rotavirus

Los síntomas del rotavirus, varían de unas personas a otras, y los más intensos se presentan en los bebés y niños menores de dos años siendo más intensos en los primeros días en los que se producen:

Una infección por rotavirus se presenta con vómitos y nauseas, diarrea, dolor y calambres en el abdomen, fiebre y también en muchos casos problemas respiratorios.

Como consecuencia de los vómitos y diarreas se puede presentar complicaciones por deshidratación, al perder líquidos más deprisa de lo que se reponen, lo que puede ser muy grave sobre todo en las infecciones de rotavirus en bebés, por lo que hay que estar muy atentos a la presentación de otras señales como: disminución de la cantidad de orina, sed, ojos hundidos, decaimiento y confusión, o lengua y nariz seca.

Cómo actuar ante una infección por rotavirus

Al no existir una medicación específica para tratar el virus, el tratamiento rotavirus consiste en una constante rehidratación para reponer líquidos y electrolitos, y reposo.

Se debe por tanto aumentar la ingesta de líquidos, cuando existe una infección por rotavirus, tanto en bebés lactantes con leche materna, como en los que toman leche artificial.

Ante los vómitos y diarrea por rotavirus, no se recomienda dar a los niños coca cola ni otras bebidas azucaradas, evitando dulces de todo tipo, y compensando las pérdidas de líquido con soluciones de electrolitos y agua mineral.

También se recomienda en la actualidad y cuando sea posible en el tratamiento rotavirus ingerir alimentos sólidos y sin restricciones.

Si se aprecian complicaciones por continua falta de retención de líquidos o negativa a ingerirlos,  hay que recurrir inmediatamente a los servicios de urgencia hospitalaria, para apoyar con hidratación intravenosa.

También habrá que acudir al hospital si existen otras patologías previas, que puedan desencadenar cuadros graves al añadir la infección por rotavirus.

hidratación contra rotavirus
¿Cómo se puede prevenir el contagio de rotavirus?

Aunque se trata de virus muy resistentes, se pueden llegar a evitar una infección por rotavirus adoptando algunas precauciones como:

  • Evitar el contacto con personas infectadas.
  • Cuando no es posible evitar el contacto porque los contagiados son niños o mayores que conviven contigo en familia, y que debes de cuidar, una buena medida que puede evitar que los rotavirus contaminen otros elementos y a ti mismo, es cuidar mucho la higiene de las manos tras el contacto con los enfermos o elementos del ambiente en el que estos se encuentran, realizando el lavado tal y como explicamos en nuestro artículo “Por qué es tan importante mantener una buena higiene de manos”, y si esto no es posible, tener siempre cerca un gel antiséptico para manos para conseguir una rápida desinfección en seco.
  • Cómo ya hemos comentado, al propagarse los rotavirus sobre superficies en contacto con los enfermos o con nuestras manos a todo tipo de objetos al dedicarnos a su cuidado, es también fundamental mantener una especial limpieza y desinfección de los espacios, y principalmente de algunos elementos compartidos que se tocan constantemente como pueden ser manivelas de las puertas y ventanas, pulsadores de inodoros y tazas de wc, grifos de lavabos, y por supuesto vasos, platos y cubiertos utilizados por los primeros.
  • Mantener las toallas y vajilla utilizadas por el enfermo por virus rotavirus, apartadas del resto, y lavar su ropa de forma independiente a altas temperaturas.
  • Hay que tener muy presente que mientas el rotavirus continúe presente en las heces, el peligro de infección continúa, aunque hayan remitido ya los síntomas, por lo que durante al menos 10 días se debe continuar manteniendo las mismas medidas higiénicas.
  • Otra medida importante de prevención de contagio de los virus rotavirus, es mantener a los niños en casa evitando llevarlos a la guardería cuando se sabe que hay un brote colectivo, y en el caso de que ya hayan sufrido el contagio mantenerlos en casa aunque no estén demasiado enfermos, para evitar contagiar a otros pequeños, en espacios educativos, centros de ocio o parques.
  • Pese a las especiales medidas de precaución que se toman en los centros asistenciales, hospitales y residencias geriátricas, para evitar la infección por rotavirus, en estos lugares  se da un alto porcentaje de contagios.
  • Entre las medidas que se toman para evitar gastroenteritis rotavirus, está el uso de guantes desechables y mascarillas, el lavado de manos, la limpieza y desinfección  instrumental, y de todas las superficies en contacto con los pacientes.
  • Por ello la OMS, recomienda la vacunación preventiva administrando a los lactantes la vacuna para bebés a los dos meses de edad y antes de que cumplan el medio año, resultando muy efectiva para reducir la agresividad del virus e incluso evitar el contagio en bebés y niños que comparten espacios diariamente con otros pequeños.

prevencion rotavirusEsta vacuna contra el rotavirus resulta eficaz cuando se administra de forma completa antes de los seis meses, y como ya hemos comentado anteriormente no está incluida en el calendario oficial de vacunación en nuestro país, por lo que los padres deben solicitarla a su médico pediatra que les aconsejará sobre su uso.

Pero debemos de insistir que en la prevención para evitar el contagio de rotavirus lo más fundamental es mantener unos buenos hábitos de higiene personal y de limpieza del hogar, con un buen ejemplo por parte de los adultos, y enseñando a los pequeños a lavarse las manos de forma correcta y siempre antes de tocar alimentos, o jugar con las mascotas, y tratar de evitar que chupen todo tipo de objetos, manteniendo en buenas condiciones de higiene mordedores para dientes, chupetes o cualquier otro elemento sobre todo en la fase oral del desarrollo infantil, para evitar el rotavirus en niños.

  • Las madres que alimentan lactantes también deben extremar los cuidados higiénicos de sus pechos y manos antes de amamantar a los bebés, y después de realizar los cambios de pañal o utilizar el inodoro para proteger
  • Para eliminar la posible contaminación del agua con rotavirus en la preparación de alimentos infantiles y biberones, es mejor utilizar siempre agua hervida o envasada.

Y ahora que ya sabes todo sobre los virus rotavirus, ten presente a http://www.phsserkonten.com/ siempre que necesites cualquier tipo de soluciones higiénicas para tu negocio o para tu hogar.

 

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *